Altor Bort (PJ)

"No hay que confundir nunca el conocimiento con la sabiduría. El primero nos sirve para ganarnos la vida; la sabiduría nos ayuda a vivir."

Description:

55300d13-d8d6-45df-a966-0b673dd3625a.jpg

Altor Bort es un Aleena de mediana edad, sabio, astuto, inteligente e incluso charlatán cuando se le permite. Bajito como todos los de su especie, hace uso de una estructura compuesta de dos piernas y dos brazos de restos de droides que controla gracias a un potente circuito de coordinación con la Fuerza que él mismo ha fabricado y perfeccionado.

Bio:

Nacido en Coruscant y siendo huérfano de padre y madre, tuvo una dura infancia en la gran metrópoli Imperial ganándose la vida como vendedor de droides que él mismo construía con gran ingenio sobrepasando en características a la gran mayoría de los droides promedio.

Al estallar la Rebelión, él mismo desinteresadamente suministró a pequeñas células rebeldes droides para diferentes misiones y sirvió como espía en la capital (ya que él mismo no se consideró un buen combatiente).

Al establecerse la Nueva República con la toma de Coruscant recibió condecoraciones acordes a sus acometidos para la Rebelión y, más tarde, él mismo fue solicitado en la recién fundada Academia Jedi de Yavin IV por el mismísimo Luke Skywalker para arreglar ciertos fallos de memoria y de conducta en C3PO y R2D2. Cuando llegó, el mismísimo Luke percibió su fuerte filiación con la fuerza (la cual explica sus sobresalientes construcciones de droides) y le instó a seguir los caminos de la Fuerza.

Tras ser entrenado por la Maestra Jedi e historiadora de la Orden Tionne Solusar, se convirtió en uno de los maestros Jedi de segunda generación salidos del templo, desarrollando durante su entrenamiento una gran curiosidad por artefactos tecnológicos imbuidos por la fuerza y la historia galáctica. Con el tiempo, se convirtió en historiador de la Orden Jedi y en un gran ayudante en las clases de historia de su antigua maestra Tionne (con quien tantas aventuras e incognitas sobre el pasado había compartido años atrás). Su evidente fetichismo por los artefactos y su insaciable interés por las grandes guerras del pasado y figuras históricas como Nomi Sunrider, Revan o Darth Bane, le llevó a desarrollar una labor de revalorización y redescubrimiento de la historia de la Orden Jedi (años atrás silenciada y olvidada) y los devenires de la Galaxia y sus conflictos por medio de la arqueología y sus técnicas, llevando a un nivel superior el estudio del pasado de la Orden que solo puede verse equiparado a la labor de la Orden Jedi antes de la caída de la República.

Es apreciado tanto por su saber como por sus humildes y nobles principios por sus compañeros de la Orden. Pese a pasar mucho tiempo de misión en misión y con sus estudios y artefactos, gusta de la buena y apacible conversación con cualquiera que esté disponible para una larga disertación. Esto le llevó en calidad de historiador a apreciar con cuantía la figura de Luke Skywalker y hablar con él sobre Parss Malcom, muy intrigado por su ascendencia y por la fuerza de combate que una vez dirigió.

Nunca abandonó la mecánica y de hecho la usó más que nunca en el análisis de armamento, naves y droides de las guerras del pasado y la cual además le permitió desarrollar un exoesqueleto para sustentar su pequeño cuerpo y potenciar sus habilidades en combate.

Con todo su bagaje acumulado sobre el estudio de la Orden Jedi y la Galaxia, concibió la Orden anterior a la caída de la República como una forma más pura y precisa de entregarse a la Fuerza y su estudio, defendiendo así esas restricciones y ortodoxia como el camino a tomar por él mismo.

Kazdan2.JPG

También desarrolló un bastón al que en su extremo superior adjuntó su sable con el que combatir a modo de pica láser.

Como un maestro jedi, Altor era un experto en el uso de la Fuerza y el sable láser. Ocasionalmente se bajaba de su exoesqueleto y usaba su pequeña estatura como una ventaja en las batallas, incorporando una amplia formación de acrobacias, que ganó a través del uso de la forma Ataru.

Siendo maestro decidió entrenar a un aprendiz y al ver la gran atracción de Carth Nastu por la historia y al igual que él por artefactos relacionados con la Fuerza, lo escogió y actualmente se dedican a hacer misiones especiales para el templo recopilando artefactos y dispositivos de interés para más tarde analizarlos en su transporte “El Historiador”, además de trabajar en algunas prospecciones muy humildes. Pese a ello, siempre está listo y a disposición de la Orden para misiones que requieran algo más que su gran sabiduría.
También se dedica al mantenimiento de gran parte del instrumental mecánico y droides del templo.

star_wars_ghtroc_light_freighter_by_adamkop-d787bah.jpg

Altor Bort (PJ)

SW Galaxy in Chaos: La Fuerza Unificadora javitosam9 Big_Shas